Granjero mató de un escopetazo a un delincuente en la zona rural de Zelaya

Una perdigonada de escopeta terminó con la vida de un sujeto quien en compañía de otros cómplices habrían intentado asaltar al casero de una granja de la localidad rural de Zelaya. Cuando este último los descubrió desde la oscuridad, le dispararon y entonces el cuidador repelió la agresión.

Luego en una recorrida por el predio encontró a una persona herida, de inmediato llamó a la ambulancia y a la policía, pero cuando los socorristas llegaron, el granjero había fallecido. El homicida se encuentra detenido y se le secuestró el arma supuestamente empleada.

Fuentes policiales afirmaron que el hecho sucedió cerca de las 2 de la madrugada de ayer en una granja donde se crían cerdos y aves, ubicada en la intersección de la calle E. de la Cárcova, las vías del Ferrocarril General Mitre y las márgenes del río Luján, en Zelaya.

En esa circunstancia, el casero del predio, un hombre de 68 años, salió al patio externo armado con una escopeta y a pocos metros -según declaró ante la policía- observó en la oscuridad, tres siluetas.

Cuando alzó la voz para preguntar quiénes eran, vio dos fogonazos hacia él y casi en forma simultánea escuchó dos disparos aparentemente de arma de fuego, uno de los cuales impactó en la parte superior del techo de la casa principal.
De esta manera el cuidador repelió la agresión disparando en una sola oportunidad con su escopeta, contra las tres siluetas que se movían en la oscuridad. Al cabo de unos minutos y cuando pensó que el mal momento había pasado, salió a recorrer parte del predio y con una linterna en la mano, al caminar unos 50 metros, se encontró con un hombre herido que estaba semi inconsciente, boca abajo. Sin pérdida de tiempo realizó un llamado al 911 dando cuenta de lo ocurrido y prontamente arribaron al lugar una ambulancia, cuyo médico confirmó que el desconocido había fallecido minutos antes.
En tanto, efectivos policiales del destacamento de Zelaya, con su titular el oficial principal Diego Franco al frente, detuvo al autor del disparo quien está acusado de homicidio.
A su vez se secuestró el arma que habría sido usada en el episodio, tratándose de una escopeta calibre 16 de dos caños, y con un cartucho vacío y percutado.
Ya con la presencia de la Policía Científica y otros jefes policiales, se realizaron las respectivas investigaciones y evaluaciones periciales para esclarecer el hecho. El cuerpo presentaba una perdigonada en la zona dorsal anterior (axila izquierda) y en su mano derecha, ubicada debajo de su abdomen, tenía una daga o “faca”.
Pasado el mediodía el sujeto fallecido fue identificado por la policía como Claudio Darío Sambugeach, de 32 años de edad domiciliado en la localidad de Matheu, Partido de Escobar.

Según indicó la policía, contaría con antecedentes en distintas dependencia policiales, la mayoría de ellos por robo. Interviene en la causa la Unidad Funcional de Instrucción Nº 3 de Pilar a cargo de Gonzalo Acosta.

“Cansado” 


El granjero -así confesó a la policía- estaba cansado de los continuos asaltos y robos que sufría casi cotidianamente, cuando desconocidos lo sorprendían en horas de la madrugada, lo reducían y le robaban dinero, mercadería y hasta animales, a quiénes antes de llevárselos, los que mataban.

Fuente, DiarioPilarRegional

Entradas populares